Supremo español mantiene a exvicepresidente catalán en prisión

El líder independentista argumentó ante los tres jueces encargados de revisar su recurso que es un hombre de paz que busca el diálogo
El líder independentista argumentó ante los tres jueces encargados de revisar su recurso que es un hombre de paz que busca el diálogo
Autor

13 Enero, 2018

Oriol Junqueras seguirá en prisión preventiva.

Junqueras, reelegido diputado regional en las elecciones del 21 de diciembre, apeló la decisión del juez instructor de mantenerlo preso, pero el tribunal rechazó su recurso porque "existe un riesgo relevante de reiteración delictiva", anunció en un comunicado el ente judicial.

El Tribunal Supremo decidió este viernes mantener en prisión al ex vicepresidente catalán Oriol Junqueras, una complicación más para los partidos independentistas que buscan la manera de formar un gobierno regional con sus líderes encarcelados o en el extranjero.

La decisión por unanimidad de tres magistrados de la sala de lo penal del alto tribunal se produce después de que Junqueras se haya alejado de la vía unilateral y de que el jueves se mostrara en el tribunal como "un hombre de paz" que se plegaría al diálogo en su búsqueda de una Cataluña independiente. "El ofrecimiento de esa clase de diálogo o la invocación de la bilateralidad en esas condiciones no puede valorarse como un indicio de abandono del enfrentamiento con el Estado (...) con la finalidad de obligar a aquel a reconocer la independencia de Cataluña", afirma el Supremo.

Los jueces indicaron que el procesado atentó contra el Estado español, la Constitución, el Estatuto de Autonomía y el resto del orden jurídico al celebrar un referendo ilegal y proclamar la soberanía de ese territorio.

"Si el recurrente y los demás partícipes, desde sus posiciones en cargos de responsabilidad política en la Generalitat de Cataluña, incitaban a sus partidarios a movilizarse en la calle con la finalidad de reforzar sus actuaciones y forzar al Estado a aceptar la independencia, es claro que era previsible que, con una altísima probabilidad, se produjeran actos violentos en defensa de la declaración unilateral de independencia", sostienen.

El exvicepresidente del Gobierno catalán está imputado por presuntos delitos de sedición, rebelión, y malversación por su responsabilidad en el referéndum del 1-O.


Mas noticias