Cuatro drogas sintéticas aparecen entre las de mayor consumo de los universitarios

Copa de vino
CC0 Pixabay'Choque de vicios: un experimento tratará el alcoholismo con MDMA
Autor

13 Octubre, 2017

Ayer, en la presentación del III Estudio Epidemiológico Andino sobre Consumo de Drogas en la población universitaria, Antonino De Leo, representante de la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC, por su sigla en inglés) en Bolivia, informó que si bien el país presenta el más bajo nivel de consumo de drogas entre universitarios, tiene el índice más alto de la región andina en cuanto al uso del alcohol. La droga ilegal más consumida es la marihuana ya que el 5 % de los encuestados admitió haberla probado alguna vez en 2016, un dato superior al 3,6 % reportado en 2012.

La población a estudiar fueron los estudiantes universitarios de pregado, hombres y mujeres, de universidades públicas y privadas.

De los 56,8% de estudiantes que consumieron al menos una vez alguna bebida alcohólica en 2016 "el 18,3% son bebedores en riesgo o con un uso perjudicial, con una significativa mayor proporción entre los hombres que entre las mujeres, 26,6% y 12,7%, respectivamente", remarcó De Leo. El 15,2 % de los que consumieron alcohol en el último año presenta signos de "dependencia", según el diagnóstico.

El consumo de alcohol entre la población universitaria del país afecta a casi seis de cada diez, llevando a Bolivia a ser el país con más alto índice, al contrario del poco porcentaje de consumo de drogas en ese mismo segmento.

Guillermo Dávalos, director del Observatorio de Seguridad Ciudadana de la Alcaldía, señaló que si bien la prevalencia del consumo de drogas en Bolivia es menor con relación a países vecinos "preocupa la velocidad a la que está creciendo el consumo de cocaína y marihuana en siete años".

Respecto al consumo de tabaco, se observa una leve "disminución de la prevalencia anual del 35,6% en 2012 a 25,2% en 2016". La segunda sustancia más usada es el LSD con un 0,8 %, resultado que implica un ascenso al que se "debe prestar atención" pues en 2012 su consumo llegaba únicamente al 0,02 %, señala el informe.

El ministro de Gobierno, Carlos Romero, dijo en pasados días a Los Tiempos que el objetivo del estudio es conocer "cómo ha evolucionado, en términos generales, el consumo de drogas y luego vamos a ver qué tipos de droga son las de preferencia entre los consumidores, porque también hay una tendencia en el mundo contemporáneo de diversificar el consumo hacia drogas sintéticas, que son accesibles para los consumidores o para los jóvenes en general". Según el Conaltid, la elaboración de este informe ha sido producida y financiada por el Proyecto "Apoyo a la reducción de la demanda de drogas ilícitas en la Comunidad Andina" - Predem, el cual cuenta con el financiamiento de la Unión Europea.


Mas noticias