Trump aplica nuevas medidas de restricción contra Cuba

Cuba responde a Trump Rechaza
Alexandre Meneghini Reuters
Autor

19 Junio, 2017

Lo que irritó al gobierno cubano fue la retórica de Trump, quien calificó como "acuerdo unilateral" la negociación de Obama con Raúl Castro, y anunció que no se levantarán sanciones "hasta que se libere a los presos políticos".

Luego de que el mandatario diera un paso atrás a la política de acercamiento con La Habana, impulsada por su antecesor, Barack Obama, el Gobierno cubano lamentó las declaraciones de Trump y reiteró su llamado a un "diálogo respetuoso".

Un viraje al pasado que muchos cubanos rechazan y consideran injusto debido a que durante más de dos años se habían concretado avances considerables en las relaciones políticas y económicas tras más de medio siglo de enemistad.

En respuesta, el gobierno cubano afirmó que cualquier estrategia que pretenda cambiar el sistema en la isla está condenada al fracaso.

A la par rechazó que las mismas?como las restricciones de viajes y negocios potenciales? sirvan para impulsar una mejora en las libertades civiles en la isla.

El Gobierno cubano ha asegurado que la decisión de Trump supone un retroceso y ha señalado que las "nuevas medidas previstas para reforzar el bloqueo fracasarán". Los ciudadanos estadounidenses de origen cubano sí podrán seguir visitando a sus familias y enviar sus remesas económicas como hasta ahora.

Trump argumentó que el endurecimiento de la política hacia Cuba era para frenar la opresión comunista, a lo que las autoridades cubanas aseguraron que el mandatario estadounidense ha manipulado el asunto de los Derechos Humanos con fines políticos. El gobierno de Estados Unidos supervisará otros viajes para asegurarse de que los viajeros están llevando a cabo "actividades de intercambio educativo a horario completo".

Sin embargo, La Habana mostró su molestia con los anuncios hechos por Trump. "Las medidas anunciadas imponen trabas adicionales a las muy restringidas oportunidades que el sector empresarial estadounidense tenía para comerciar e invertir en Cuba", reza el pronunciamiento. "Tenemos serias preocupaciones por el respeto y las garantías de los derechos humanos en ese país, donde hay numerosos casos de asesinatos, brutalidad y abusos policiales, en particular contra la población afroamericana", explicó el gobierno de Cuba en el comunicado. El levantamiento del embargo es algo que solo puede decidir el Congreso de EE.UU., controlado ahora por los republicanos en ambas Cámaras.


Mas noticias