Regresa la 'mano dura' de EU — Trump y Cuba

Trump comparó al régimen chavista con el castrista y exigió
Presidentes de EE UU y Panamá hablarán sobre Venezuela
Autor

18 Junio, 2017

Las nuevas restricciones anunciadas por el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, a los viajes de los estadounidenses a Cuba y los negocios con el Ejército cubano tendrán un impacto negativo para la isla, aseveró Mario Torrico, profesor de la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales (FLACSO)-México.

"La política reafirma el embargo estadounidense impuesto por ley a Cuba y se opone a los llamados dentro de Estados Unidos y otros foros internacionales para acabar con él", indicó la Casa Blanca en un comunicado mientras Trump hacía los anuncios.

Con las medidas de este viernes, el mandatario pone fin a la directiva presidencial de su predecesor, Barack Obama, firmada en octubre de 2016, la cual buscó consolidar el acercamiento iniciado el 17 de diciembre de 2014 tras medio siglo de una política que reconoció fracasada.

En ese entonces, los departamentos del Tesoro y Comercio presentaron cambios regulatorios que incluyeron posibilidades de viaje e intercambio comercial, sin llegar a levantar el bloqueo económico, comercial y financiero vigente desde 1962. Los vuelos comerciales directos y los cruceros también continuarán.

En mayo pasado, el gobierno de Trump anunció la limitación de la ayuda exterior y eliminación de la partida para Cuba.

"No queremos que los dólares estadounidenses vayan a parar a un monopolio militar que explota y abusa a los ciudadanos de Cuba (.) y no levantaremos las sanciones hasta que se liberen los presos políticos”, prometió Trump".

- El Gobierno de Estados Unidos intentará expandir el acceso a internet en la isla mediante un grupo de trabajo, que incluye a la Oficina estadunidense de Radiodifusión de Cuba, con programas y actividades que promuevan la libertad de expresión a través de medios de comunicación independientes y con un libre y desregulado acceso a la información. Las embajadas, que reabrieron sus puertas en 2015 tras más de 50 años de ruptura de las relaciones diplomáticas, seguirán funcionando.

En el discurso, Trump se centró en su disposición a evitar todo tipo de nexo comercial con las empresas cubanas vinculadas con las Fuerzas Armadas Revolucionarias y los servicios de inteligencia y seguridad, aunque los detalles al respecto verán la luz cuando se publiquen en los próximos meses las regulaciones para su implementación.

Las medidas impiden a individuos planear sus propios viajes educativos a la Isla fuera de grupos turísticos y establece nuevas restricciones sobre dónde pueden gastar su dinero.

No obstante, las autoridades cubanas han reiterado que negociarán los asuntos bilaterales pendientes con Estados Unidos sobre la base de la igualdad, la reciprocidad y el respeto a la soberanía y la independencia del país, nunca bajo amenazas o imposiciones.

¡Sea el primero en escribir un comentario!


Mas noticias