AVANCE: Cuba afirma que medidas de Trump están destinadas al "fracaso"

Autor

19 Junio, 2017

Señala además que Cuba con sus modestos recursos ha contribuido también a la mejoría de los derechos humanos en muchos lugares del mundo, a pesar de las limitaciones que le impone su condición de país bloqueado.

Luego de que el mandatario diera un paso atrás a la política de acercamiento con La Habana, impulsada por su antecesor, Barack Obama, el Gobierno cubano lamentó las declaraciones de Trump y reiteró su llamado a un "diálogo respetuoso".

Trump denunció el carácter "brutal" del régimen castrista en Cuba, en un discurso en el que criticó el acuerdo firmado por Barack Obama, que "no ayuda a los cubanos y enriquece al régimen".

Sin embargo, los viajes individuales de estadounidenses a Cuba, permitidos por Obama por primera vez en décadas, estarán prohibidos de nuevo.

"Cualquier estrategia dirigida a cambiar el sistema político, económico y social en Cuba, ya sea la que pretenda lograrlo a través de presiones e imposiciones, o empleando métodos más sutiles, estará condenada al fracaso".

El gobierno de Cuba calificó este viernes como un "retroceso" el anuncio del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, de las restricciones en la política hacia la isla.

"El Gobierno de Estados Unidos recurre de nuevo a métodos coercitivos del pasado al adoptar medidas de recrudecimiento del bloqueo", han indicado en un comunicado las autoridades cubanas.

Así definió el gobierno de Cuba el plan del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, de enfriar las relaciones entre los dos países.

"No levantaremos las sanciones al régimen cubano hasta que liberen a todos los prisioneros políticos, que respete la libertad de asociación y expresión, y permita la legalización de todos los partidos políticos y lleve a cabo elecciones libres y supervisadas internacionalmente", dijo Trump. Los ciudadanos estadounidenses de origen cubano sí podrán seguir visitando a sus familias y enviar sus remesas económicas como hasta ahora.

Sin embargo, la política no significa una reversión total de la histórica reapertura de las relaciones diplomáticas entre ambos países iniciada en diciembre de 2014.

Las embajadas en La Habana y Washington permanecerán abiertas.

Según informó la Casa Blanca en un escueto comunicado, Trump "discutió asuntos bilaterales y regionales", incluida "la nueva política de Estados Unidos sobre Cuba".


Mas noticias